Acto inaugural del Curso Académico 2015/16

Acto inaugural del Curso Académico 2015/16

6 de noviembre de 2015

La UNED de Motril revalida su papel de motor académico y cultural de la Costa Tropical

La emoción y el esfuerzo de docentes y estudiantes se puso de manifiesto durante el multitudinario acto inaugural del curso 2015-16, celebrado ayer jueves.

Corazón y optimismo. Estas dos palabras resumen el espíritu de la UNED que ayer jueves se hizo más patente que nunca en el salón de actos de la Casa de la Palma, donde se oficializó la apertura del curso académico 2015-16 ante un abarrotado auditorio que casi no dio cabida a los numerosos estudiantes, familiares, docentes y representantes institucionales de toda la Costa Tropical. Un año más, el canto final del Gaudeamos Igitur sirvió para que la emoción se expresara abiertamente como símbolo del esfuerzo y la constancia que han caracterizado, desde el año 2000, al alumnado de la UNED motrileña.

Apertura-oficial-curso-2015-16-2_old

De hecho, el reto se planteó hace ya muchos años y ahora, curso tras curso, la UNED revalida su papel de motor académico y social de toda la Costa. La secretaria del Centro Asociado de Motril, Pilar Tello, lo expresaba con orgullo durante la lectura de la memoria oficial del curso pasado: “Hemos tejido una red muy importante hacia el conjunto de las entidades e instituciones de la zona”, dijo la secretaria. De hecho, los datos ofrecidos en dicha memoria no dejan lugar a dudas: un total de 170 convenios han sido firmados en los últimos tiempos para la realización de prácticas curriculares y extracurriculares.

A ello hay que unir que el año pasado las matrículas en la UNED de Motril ascendieron a 1.899 alumnos, siendo las asignaturas de Psicología y Derecho las que se llevan la palma en matriculaciones; destacando igualmente la impartición de 294 tutorías presenciales en el centro unediano, gracias a la labor de 50 profesores-tutores que realizan una increíble y cercana labor de apoyo al alumnado.

Y junto a los datos, la satisfacción y la fe inquebrantable en el grueso de la comunidad educativa universitaria local, que extiende su influencia por toda la provincia de Granada y las vecinas Málaga y Almería. Su director, José Antonio Ruiz Caballero, volvió a poner énfasis en lo que es algo más que un lema: “La Universidad de la Costa”.

El director no pasó por alto una amplia referencia a la apuesta por la calidad en el centro motrileño, del que este está siendo un auténtico símbolo a nivel nacional, sino que además “todos tenemos la sensación de que estamos trabajando y construyendo algo muy grande”, decía en alusión a estudiantes, profesores, dirección, secretaría y personal de administración. Un todo único y cohesionado que ha situado al centro de Motril como el tercero de España en implantación del sistema de calidad interno, revalidando nuevamente esta importante consecución.

En la misma línea, un comprometido e ilusionado vice-rector del Servicio de Inspección de la UNED, Jorge Montes, destacó la influencia del centro motrileño como el eje motor de una auténtica revolución social en la zona. Montes, que habría de declarar inaugurado el curso académico 2015-16, en nombre del Excelentísimo y Magnífico Rector de la Uned, delegó con cariño y respeto en la figura de Elisa Pérez Vera, rectora honorífica de la Universidad a Distancia que anoche impartió la lección inaugural con un tema tan arriesgado como actual: “Ética pública y lucha contra la corrupción”. La catedrática emérita de Derecho Internacional Privado advirtió del peligro de que “el ciudadano se aleje cada vez más de la gestión de lo público, a consecuencia de la corrupción política”, al tiempo que afirmó que “corrupción extrema y democracia son incompatibles”.

Por cierto, que la presidenta del Patronato de la Uned y alcaldesa de Motril, Flor Almón, felicitó a toda la comunidad presente en el acto y alabó el papel de la sede universitaria motrileña “de la que debemos sentirnos muy orgullosos. Su nivel de exigencia ha hecho que se convierta en una de las más importantes de nuestro país, llenando sus aulas con más alumnos cada año y siendo reconocida con múltiples certificados que acreditan su buen hacer y su implicación total en la educación superior”.

Poco después llegarían más emociones e incluso lágrimas, con la entrega de diplomas a los nuevos licenciados, graduados y diplomados; unos momentos de especial intensidad por cuanto en el salón de actos se encontraban no pocos familiares y amigos de los nuevos titulados.

Finalmente, intervinieron el presidente de la Mancomunidad, Sergio García, y el presidente de la Diputación Provincial de Granada, José Entrena.

La coral Armíz, que abrió el acto con la interpretación del “Veni Creator Spíritus”, lo cerró con el tradicional “Gaudeamos Igitur” con un auditorio, en ese momento, totalmente entregado y puesto en pie.

Fermín Anguita Fortes. UNED Motril.

Medios de Prensa

 

Imágenes